Sobre mí

Soy ingeniero comercial de profesión, me gradué como economista; pero nunca ejercí como tal. Siempre pensé que yo no servía para estar en una oficina nueve horas diarias sentada frente a un computador. Sin embargo el destino me llevó a trabajar ocho años en un prestigioso banco y agradezco enormemente el haber pasado por esa gran escuela. Doy gracias también a cada una de las personas que me sirvieron de guía.

Con el interés innato de querer manejar mi tiempo y hacer algo que me llenara el alma, surgió Divino Vestido; pero ojo, ¡tuvo que nacer Tomás para que yo diera el gran salto! Aún recuerdo cuando estábamos sentados con mi marido en la cocina y me hizo la pregunta del millón; ¿Cuánto estás dispuesta a perder? Fue ahí cuando tomé la decisión de comenzar este bello camino. Claro, no todo es color de rosas. Sobre todo para las que emprendemos solas, que dejamos un buen salario y la tranquilidad de llegar a fin de mes sin problemas.

Mi sueño superaba todo lo anterior. Seguí adelante, pues ver a mi hijo cada mañana, desayunar con él, llevarlo al jardín y salir por las tardes a disfrutar del parque, era más gratificante.

Han pasado cuatro años ya y tengo mi segundo hijo, Matías. Mientras estaba embarazada quise dejar de trabajar en Divino Vestido, me sentía agotada y colapsada. Dejé pasar un poco de tiempo y pensé: “ok, quieres dejar Divino Vestido, pero, ¿qué harás ahora?” y así, comencé de a poco a conectarme con mi corazón. Fue un periodo de leer mucho, de conectarme, de meditar y de pedir ayuda. Hasta que un dia me di cuenta de que quería ayudar, enseñar, y apoyar a mujeres que están queriendo emprender, pero que muchas veces solas no pueden pasar a un siguiente nivel.

Muchas veces, el día a día nos consume: somos súpermujeres: somos esposas, madres, dueñas de casa y, además, queremos un negocio propio que nos dé la libertad financiera que deseamos, pero, ¿Cómo lograrlo?.

Con mi experiencia de cuatro años como emprendedora he pasado por muchos altos y bajos y en mi camino me he dado cuenta que además de querer ser perfecta en todo lo que hago, muchas veces he estado sola en este nuevo andar.

Quiero ayudarte. Feliz de poder caminar junto a ti en tu proyecto; ¿Tienes una idea y necesitas aterrizarla?, ¿Aún no tienes claridad en cuál es tu cliente ideal?, ¿Sabes que necesitas un asesor en redes sociales pero es muy costoso?, ¿Muchas veces te cuesta llevar las cuentas personales y las de tu negocio, separadas?, ¿Cuándo invertir?, ¿Tu negocio estará rentando lo suficiente?.

Sí, son muchas preguntas y te cuento que trabajo diferentes programas, que se adaptan a tus necesidades y las de tu negocio. Que estos problemas no sean la piedra de tope que impida el desarrollo de tu negocio y el de tu sueño.

Si quieres saber más sobre mi trabajo, suscríbete en mi boletín, o escríbeme en contacto@karenvidal.com
Cariños!

Karen Vidal